martes, 28 de agosto de 2012

Comunicación El Texto de ayer...

Vivimos un mundo de ilusiones. Hay gente que cree viajar, es mas muchos sueñan la ficción de que van al trabajo y vuelven a su casa a diario.
Pero no es cierto tu nunca has salido de ti, es en el interior de tu cabeza donde el cerebro aúna las impresiones táctiles visuales olfativas auditivas e incluso las relaciona con su posición corporal propiocepción.
Es decir que somos capaces de discernir una a una de las veintiocho a treinta posiciones clásicas del kamasutra. En teoría sabríamos discernir esas formas de placer y sus sensaciones asociadas.
Y mucho más, también poseemos un repertorio de sensaciones internas -la introcepción- que podríamos definir, como grados en el estado de ánimo, proporcionados por nuestra percepción sensorial -la propiocepción- del estado emocional de nuestras vísceras. Ardores taquicardia nauseas...

Supongo que a estas alturas os preguntáis de que estoy hablando y que tiene que ver todo esto con los temas que habitualmente trato en este blog.
Es sencillo, lo que pretendo decir es que el cerebro mantiene asociaciones de acontecimientos. Que espera que estos se produzcan sin solución de continuidad.
Asociaciones de sensaciones y estados. Eso es lo que ocurre. Habitamos no un país ni una casa ni una ciudad. Habitamos un mapa afectivo de sensaciones. Este fenómeno es tan cierto como que la memoria -al recordar algo- a veces evoca recuerdos que nunca existieron. Hay una buena cantidad de estudios hechos por expertos forenses en USA que demuestra como los testigos incluyen en su recuerdo objetos o gestos que nunca existieron en el sucesoo sobre el que testifican.

Ahora imagino que vuestra pregunta ¿Es a donde quiere llegar con esa explicación? Es simple; todas esas informaciones configuran una serie de escenarios mentales. Los cuales sabemos describir con palabras, y también sabemos retocar y rellenar con la experiencia de contenidos llenos de sentido.

¿Ya esta claro?
Cuando ayer escribía:
El sol al desperezarse, avanzaba por aquellos oscuros canijares alcanzando de lleno la ramas de los leotadios.
Lo que nuestra mente percibe es lo conocido; El sol avanzaba alcanzando de lleno la ramas... Mientras que por aquellos oscuros canijares de los leotadios no tiene ningún sentido. Y sin embargo toleramos la construcción dando un valor a canijares y leotadios. Así podríamos seguir con el resto del texto. Lo normal es cosiderar canijar como un cierta forma de vida vegetal y los leotadios como algo vivo asociado a ello.

Un silvestrum que habitaba en un revueldo, alzó su voz de gramófono de cuerda, desgranando como epileos sincopados, una granta de fonemas engruidos.
Al igual que en la frase anterior existe una licencia poética -voz de gramófono- aunque ahora son cinco las palabras (subrayadas) a las que se le ha de dar sentido. Por diferencia con los leotadios el silvestrum por tener voz queda asociado al mundo animal.

Y sigue:
Mas tarde las rumorosas amalopas de ardería, enjugaban en cuadrilongos cornijales los verdes y morados de sus dollas. Ahora son dos contando que las amalopas de ardería sea uno y que podremos leer erróneamente como ama po las. Pero la frase ha de resultar mas oscura por la razón simple -las palabras con significado no son comunes. Cuadrilongo cornijal enjugar rumorosas...
Pero hay mas, el siguiente trozo de texto contiene ninguna palabra inventada. El ambiente era como una sinfonía de líquidos sones, que mezclada con la paleta de colores de ácoros de palustre en un; si es no es, del verdeamarillo de sus flores. A pesar de ello su opacidad es notoria. Supongo que a estas alturas hace falta mucha voluntad para acabar de leer. El esfuerzo de crear un escenario mental es mucho mas fuerte cuando se desconoce el sentido de la totalidad del texto.

El trozo restante hasta el final dice:
El guitán, anduvo trastocado varios días hasta que se adaptó de lleno al nuevo ambiente. Leocadio, contento, se fue a la estafeta para en fúnebres misivas avisar a sus amigos. 
Decían: El guitán se aclimató con éxito, disponemos de una nueva plaga exopótoma. Comenzar la comercialización del hombridillo.
Se supone que en este momento el lector ha perdido toda referencia a algo conocido y se ve en la obligación de crear no solo un escenario también ha de auto-crear una trama. Esa trama estará formada con materiales de su experiencias previas.
Estas son las conclusiones de todo este fárrago.
  • Solo viajas por un mundo interior reflejo y hecho con materiales pre-adquiridos.
  • La adquisición se hace por los sentidos de manera directa o por experiencias vicarias. La experiencia de otros.
  • Cuando te falta algo lo sustituyes aunque sea de manera provisional por construcciones mentales.
  • El edificio final también puede ser transmitido a otros y lo que es peor puede ser transmitido como verdad eterna.
Continuará

Publicar un comentario